Después de acabar con Monómeros Leopoldo se quiere lavar las manos


13/07/2022 11:44 PM

El descaro de Leopoldo López alcanzó su límite y es que ahora pretende venir con la llorantina de que “el caso de Monómeros se enredó porque hubo resistencia desde la Asamblea”, ante los cambios que él y su combo promovía para manejar de forma más eficaz la empresa.

Luego de desvalijar Monómeros, de la mano de los integrantes del partido Voluntad Popular, sale con que desde hace más de un año no tiene ningún representante en la empresa.

A Leo como que se le olvidó que su señora madre, Antonieta Mendoza de López, recibió aproximadamente 60 mil dólares a través de la empresa Llorente & Cuenca Colombia SAS, por concepto de asesoría comunicacional. 

REDACCIÓN MAZO

Comparte esta noticia: