Malaverismos: La Banda de los cuatro

Henri Falcón, Henry Ramos Allup, Manuel Rosales y Enrique Capriles, se reunieron para ver si logran llegar a algún acuerdo para salir de la dictadura
Internet

22/07/2018 06:00 AM

Mientras esperaban a Ramos Allup, en la Quinta Mi Papaya, de Vicente Díaz, ex rector del Consejo Nacional Electoral, - CNE-, Manuel Rosales, Henri Falcón y Capriles Radonski, conversaban. “Yo dije que no volvía más a una reunión donde estuviera Ramos Allup”- dijo Capriles. Falcón intervino y dijo: “Esta bien, Enrique, se respeta tu opinión, pero aquí no se trata de Ramos Allup, se trata de salvar el país”. Allí intervino Manuel Rosales: “Por eso es que yo estoy aquí, porque creo que soy el más indicado para salvar el país”. Tanto Capriles como Falcón sonrieron ante la salida de Rosales. Y en ese momento entró a la sala de reunión el mayordomo de la casa de del ex rector Díaz y dijo: “El señor Ramos Allup está entrando”. Y se presentó al salón Ramos Allup y dijo: “Perdonen que llegue tarde, pero es que a mi chofer se le ocurrió comprar dos kilos de plátano allí en la calle París, que estaba parado un camión. Esto ya no se soporta. ¿Cómo están ustedes?”. Todos dijeron bien, menos Capriles, que se puso a ver la hora en su reloj Mont Blanc.


Mientras los cuatro miembros caídos de la Mesa de la Unidad Democrática, y antes caídos de la Coordinadora Democrática, y a punto de caerse del Frente Amplio por una Venezuela Libre, estaban en el salón de reuniones, afuera, en un restaurant de las Mercedes, Eduardo Semtei y Carlos Raúl Hernández comenzaron a tuitear que estaban reunidos los grandes líderes de la oposición del país, y que Falcón les había ofrecido su tarjeta para que participaran en las elecciones a concejales el 9 de diciembre de 2018.


Ramos Allup, antes de preguntar por qué estamos aquí, vio su twitter y dijo: “No hemos dicho nada y ya somos tendencia en twitter. Es decir, Semtei está diciendo todo lo que tú nos vas a decir Henri. Ponte de acuerdo con tus comunicadores ilegales, para que la cosa no sea así”. Falcón pidió disculpas pero dijo que todo lo que estaba diciendo Semtei en el tuiter era cierto, es decir, que él les ofrecía su tarjeta para participar en las elecciones y que la única vía era la electoral, y que no estamos dispuestos a participar en vías violentas. Somos pacíficos y pacíficamente tenemos que sacar a la dictadura.


También por tuiter estaban reclamando Andrés Velázquez y María Corina Machado, diciendo que esa reunión había sido negociada por el régimen de Maduro y que era ilegal porque ellos no estaban invitados.


Mientras tanto en la sala, Manuel Rosales, también vio su tuiter y dijo: “La verdad es que es más interesante lo que está pasando en Twitter que lo está pasando aquí”. Capriles Radonski no había dicho nada, pero viendo que tenía que decir algo dijo. “Y aquí no hay nada para picar. Una empanada con carne adentro, por ejemplo” Y en ese momento entró el mayordomo con unos tragos y unos pasapalos y anunció que: “El señor Julio Borges está por Skype y quiere saludarlos”. “”Dígale que se quede en Júpiter, visitando a su marcianos, aquí no lo quiere nadie”. Dijo Ramos Allup.


Y la verdad es que Manuel Rosales tenía razón, lo más importante estaba pasando en twitter, porque allí empezaron a calificar a los cuatro dirigentes como la banda de los cuatro. Y Capriles aprovechó y dijo: “Esto de la banda de los cuatro, no lo dirán por mí, será por alguien que tiene un hijo con una demanda en Estados Unidos por corrupto”. Y allí se terminó la reunión, porque Ramos Allup dijo que “ningún lechuguino me va a tirar indirectas a mí”. Y a la salida de la reunión, el único que declaró a la prensa fue Manuel Rosales: “Yo vine a decir que estoy dispuesto a salvar el país, y lo dije, ahora vamos a esperar para ver si ellos y el país, se dejan salvar por mí”.


Roberto Malaver


Comparte esta noticia: